Me encantan los proyectos de Home Polish. No hace demasiado, os enseñé una de sus trabajos en este post, y hoy repito con la casa de la escritora Kelly Oxford, en Los Ángeles. Aunque sí, la casa es espectacular en cuanto a espacios y luz (con esos ventanales resulta todo más sencillo), intentad olvidar los muebles, para imaginar el espacio desnudo, y ahí veréis el fantástico trabajo del equipo de diseño, creando un interiorismo que se inspira en las casas de lujo americanas de los años 50. Como siempre, todo resulta equilibrado, y saben combinar a la perfección metalizados, importantes toques de color (me chiflan los cojines en terciopelo azul), y alfombras naturales, muy efectivas a la hora de neutralizar posibles excesos.