Soy una absoluta detractora de las copias, pero he descubierto un proyecto, en el que el artista consiente una serie de éstas; limitada, numerada, autentificada, y de impecable calidad. La idea es adquirir la obra de un pintor, y promocionarla, de manera que cuando se hayan vendido todas las copias, el original se haya revalorizado.
¿Qué os parece esta iniciativa?. ¿Creeis que las obras conseguirán revalorizarse?. ¿Os atrae la idea de adquirir piezas de este tipo?. Si quereis conocer más, podeis pinchar aquí. La empresa se llama plazAArtist, y tienen cosas como éstas: